“Los premios no lo son todo”, entrevista a Juan Antonio Ramos, campeón de España

Juan Antonio Ramos es de los que no se rinden. No lo decimos solo por sus múltiples proezas: con 47 años hizo su primera carrera de ultrafondo convirtiéndose en campeón de España veterano de los 100km, un título que revalidó un año después en Santander bajo un diluvio que hizo que muchos corredores abandonasen.

Él no lo hizo allí, ni en Berlín, Chicago o Budapest, donde a mitad de recorrido sufrió una rotura de fibras en el talón. Entonces imaginó que si no terminaba, su mujer -que le esperaba en la meta-, se preocuparía. Así que pensando sólo en verla, siguió hasta el final sin que el dolor le acobardase.

El día 29 de octubre, Juan Antonio correrá la Segunda Maratón de Alcalá de Henares porque le importa la integración en el deporte. Para él, correr por una buena causa es mucho más que correr solo por uno mismo. Hablamos con él para pedirle consejo y aprender de su experiencia: la de un runner que nunca se da por vencido.

La Maratón de Alcalá está a la vuelta de la esquina. ¿Crees que es importante un chequeo médico antes de la carrera?

Claro, es imprescindible. Está bien hacerse una prueba de esfuerzo pero también un ecografía del corazón. La prueba de esfuerzo delimita los umbrales en los que puedes correr y entrenar, pero la ecografía te va a decir si tienes algo que puede impedirte correr una maratón.

También creo que es importante una analítica antes y después. No justo después de terminar, porque si a un maratoniano le hacen una analítica después de correr, lo llevan directo al hospital. Así que a los quince días para ver si has recuperado tu estado normal.

En este blog hemos hablado de la alimentación como un factor importante para correr con salud. ¿Cómo preparas tu dieta?

¿Dieta? Tampoco hace falta obsesionarse, yo creo que deberíamos comer bien corramos maratones o no. La pasta es muy práctica. O el trigo, por ejemplo, a mí me va bien. Pero en general, comida normal: si quiero comer un huevo frito, croquetas o unos boquerones en casa no pasa nada. Pero con medida.

Los días de antes del Maratón como bastante pasta, como es lógico. Y hasta a mí, que suelo intentar diversificar las comidas, los días de después no puedo ni ver un plato de macarrones.

Has corrido con la Selección Española, eres campeón de España de carreras de 100 kilómetros y subcampeón del mundo en la categoría de veteranos. ¿Sigues considerándote un corredor popular?

Por supuesto: esto para mí es un hobby, y el día que no lo sea… se acabó. Quiero decir, si llega un día que salir a correr o entrenar no me aporta disfrute y satisfacción… si se convierte en una obligación, pues diré “hasta luego”.

Los premios y reconocimientos no son esenciales, yo me considero un corredor popular. Corro porque me gusta y me apoyan los míos. Piénsalo: estás todo el día trabajando y estresado, puedes salir a correr para despejar la mente y relajarte. ¿Te vas a obsesionar con eso también? No, yo no.

En 2009 hiciste tu primera media maratón. ¿Cómo empiezas a correr a los 41?

Siempre había hecho deporte pero empecé con el running por mi hermano. Él se apuntó a una media maratón y yo le dije que para hacer eso, yo no necesitaba entrenar siquiera. Me apunté a un club que salía a correr por Alcobendas y me fui con mi hermano a correr la Media Maratón de Granada.

Fue increíble: mi hermano que entrenaba hizo una hora cuarenta, mientras que yo hice menos de hora y media. Así que le tocó pagar la comida. A raíz de ahí, pues empiezas a mejorar tus marcas y te motivas a ti mismo. Y piensas, “vamos a por un poco más”.

Tu mujer ha sido siempre un gran apoyo para ti. ¿Es importante correr siempre acompañado de los tuyos?

Ella ha sido un apoyo brutal e imprescindible. Sin ella no hubiera llegado donde he llegado y de hecho no sé ni si correría. Me acuerdo cuando le dije “un día seré campeón de España”. Ella se reía mucho pero siempre creyó en mí y eso me ayudaba. Si no tienes el apoyo de tu gente y de los tuyos, debe ser difícil correr. Y bueno, cuando los ves acompañarte y emocionarse en la meta contigo es indescriptible.

Cuando estuve en el campeonato mundial me acompañaron hasta veinte amigos y familiares. Y te aseguro que si corres, estás allí y ves sus pancartas, a tu gente gritar tu nombre, animarte… es… increíble.

¿Cuál ha sido como corredor el momento más emocionante que has vivido?

Todas las carreras son distintas. Quizás deportivamente… el campeonato de España de Ultrafondo. Porque también corríamos por equipos y era el primer año que corría con mi equipo de Ultrafondo Cantabria. Si ganabas allí podías ir con la Selección Española, pero salió un día terrible. Llovía a cántaros y teníamos quince centímetros en la calzada. Pero tenía que ganar, y hacer una buena marca para ir a la selección. Tenía que peleármelo.

Y luché tanto que cuando llegué a la meta, como campeón de España, con todos mis compañeros con los que además quedamos primeros en las pruebas por equipos, con mi mujer y mis amigos… fue muy emocionante. Lloré como un niño. Creo que seguramente ese ha sido el momento más emocionante que he vivido. Significó ir con la Selección Española a los 48 años… que no es cosa fácil. Y valió la pena.

El día 29, veremos a Juan Antonio en la línea de meta, le veremos correr y animar a otros runners como él. Porque esta maratón, también valdrá la pena si la hacemos todos juntos. ¿Te apuntas?

 

0 comentarios